Testimonio de María Cristina Garza /Paz 

Vine a Healing Rooms buscando paz y dirección. Cuando comenzaron a orar por mí me sentí diferente, fue algo hermoso, sentí que el Espíritu Santo me tocó,  sentí una luz que alumbraba toda mi cara y un calor inexplicable gracias a la Intercesión de los que oraron por mi.

Ahora me siento muy tranquila y muy en paz  y recomiendo que muchas personas vengan a que oren por ellas.
Que Dios los bendiga y gracias.
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *