Testimonio de Onoton Díaz / A Punto de un Colapso Nervioso

La primera vez que llegué a Healing Rooms vine aparentemente muy tranquilo, pero cuando empezaron a orar por mí, confirmaron que   venía a punto de un colapso nervioso  .

Dios en su infinita misericordia y   de una manera maravillosa les reveló como realmente estaba mi interior. Oraron por mí y yo salí de los cuartos con la paz del Espíritu Santo.

Algo que anhelaba tener desde hacia muchas semanas.

Gracias por orar por mi , Gracias a Dios por el ministerio.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *